Links

07/05/16

El hombre que intentaba volar lejos de su pasado

Los Cines De Robersan


Firma esta película Sebastián Borensztein, director curtido en series y telefilmes de la televisión argentina que, tras la estupenda Un cuento chino (2011), también interpretada por Darín, nos entrega ahora este Capitán Kóblic.

Borensztein nos introducen en una historia que se desarrolla en tiempos de la dictadura militar argentina liderada por el general Videla a finales de la década de los 70. Durante esos tiempos más que turbulentos, Thomas Kóblic, un capitán de la Armada interpretado por Ricardo Darín, abandona el ejército y busca pasar desapercibido en un lugar apartado del campo denominado Colonia Helena. Pero la sombra de la dictadura es alargada y, allí, un terrible comisario de policía llamado Velarde (magnífico el actor Óscar Martínez) impone su propia ley "a sangre y fuego" mientras realiza negocios turbios con el amparo de la jerarquía militar. Con los llamados "vuelos de la muerte" como telón de fondo, la corrupción, la lucha por el poder..., la maldad humana en definitiva (que exhibe su vileza y saca a la luz lo peor de ese ser bípedo y racional denominado hombre) son temas fundamentales de esta estupenda película de Sebastián Borensztein.



En cuanto a su principal protagonista, Ricardo Darín, un actor que no para de trabajar y que tiene ya pendiente para 2017 el estreno de La cordillera. que dirigirá Santiago Mitre, y que ha realizado también en este año Nieve negra (de Martín Odara, 2016), que se puede decir de él a estas alturas. Tras habernos entregado recientemente un gran papel en Truman (Cesc Gay, 2015), así como en la fabulosa Relatos salvajes (dirigida por Damián Szifron en 2014), este actor, que nos maravilló con filmes como El aura (2005) y Nueve reinas (2000), ambas de Fabián Bielinsky; El hijo de la novia (2001), El mismo amor la misma lluvia (1999), ambas dirigidas por Juan José Campanella , o Kamchatka (2002, Marcelo Piñeiro), sigue en plena forma y parece estar viviendo un segundo esplendor en su madurez interpretativa. Junto a él y, dándole la réplica, un magnífico Óscar Martínez, interpretando al oscuro y ladino comisario Velarde y nuestra bella Inma Cuesta, que también se luce junto a estos pesos pesados.

Sin truculencias ni excesivos dramatismos, Capitán Kóblic nos cuenta todo a la perfección. Con sutileza, sin abuso de diálogos; con escenas en las que los silencios son tanto o más elocuentes que las conversaciones. Con unos actores solventes que transmiten credibilidad a cada paso , y con una Inma Cuesta que, con perfecto acento argentino, pone un peldaño más en su carrera ascendente como actriz demostrando que, además de una incontestable belleza, posee también talento y una fotogenia que enamora la lente de la cámara. Con todo ello, como digo, Borensztein, con un pulso narrativo firme y utilizando bien los resortes del thriller, construye una historia y un film que, ahora mismo, con los calores veraniegos encima y las pantallas plagadas de películas de animación y filmes insustanciales, se constituye en una de las mejores opciones para disfrutar en la sala de cine de eso mismo, cine de calidad.

Totalmente recomendable este Capitán Kóblic.


Gonzalo J. Gonzalvo.


Source:
http://loscinesderobersan.blogspot.com.ar/2016/07/capitan-koblic-2016.html